El ritual de sembrar tu sangre menstrual

20151020_194835

¡Qué gusto me da que leas esto! Cuando me plantearon que podía devolver mi sangre menstrual a la tierra, se vinieron a mi mente dos preguntas, ¿cómo lo hago? ¿Tendré que tocar mi sangre menstrual? Realmente la sugerencia que me hacían era tentadora, aunque extraña. Sin embargo, en ese entonces al escuchar el relato sobre lo sanador y liberador que resultaba sembrar la menstruación, no dudé en esperar mi próximo ciclo menstrual y realizar esta siembra para ver qué me sucedía. Lo primero que me dijeron, fue que antes de iniciar mi ritual de siembra menstrual debía cambiar conscientemente cualquier sensación de asco, repulsión o suciedad que tuviera con respecto a la sangre menstrual. Luego, tenía que recoger mi sangre menstrual en algodón o tela y en ese tiempo no se distribuían aún las toallas higiénicas con estas características, por lo tanto, yo usé algodón. El solo hecho de ver la sangre en el algodón blanco, esa mancha rojo brillante, tibia y tan viva, me causo alegría. Fue una sensación muy especial ver mi sangre viva, no encerrada en la toalla absorbente desechable. Después, para liberar la sangre menstrual, debía poner en agua el algodón o la tela, durante unos minutos. Posteriormente, para el paso correspondiente a la siembra, me detuve a observar el agua toda roja, a escurrir y verter el contenido en un recipiente (yo use una botella). Entonces, creé un espacio sagrado en el patio de mi casa, donde simplemente me senté junto a un árbol y vertí mi sangre en la tierra, me conecte con mi útero y con la significancia de ese primer momento. Quizás, por primera vez en mi linaje esa sangre era honrada con un simple ritual de amor y valoración. ¿Qué sentí? Pues me llene de suspiros… algo en mi había despertado. Desde ese momento (hace ya 9 años) mi luna bajó a la tierra. Este ritual se realiza hace muchos años; nuestras ancestras entregaban su sangre a la tierra en señal de ofrenda, conexión y reconocimiento de nuestro linaje, agradeciendo y honrando este precioso momento, que es un prodigio de la biología humana.

La Sangre menstrual es entregada a la tierra, para que el espíritu de la madre tierra se entere de la evolución que llevamos los seres humanos aquí, sobre ella. Y la Mujer con su menstruación es la mensajera de esa información.LA TIERRA NECESITA SANGRE DE VIDA, ya no más sangre de guerra y muerte.

Sembrar tu sangre menstrual, te da la oportunidad de liberar cargas emocionales que tuviste durante tu último ciclo, pues tu sangre tiene tu pena, tu dolor, tu angustia, tu alegría, tu agradecimiento, tus rezos y orgasmos sentidos. Sembrar tu sangre menstrual significa ofrecer tu savia a la energía creadora madre – padre, en símbolo de gratitud por la vida que llevas.  Cuando tu sangre llega a la tierra ayudas a tu madre, a tu abuela y a despejar las viejas heridas familiares existentes en las mujeres que te anteceden, con el propósito de  abrir un camino de amor a las generaciones que vendrán después de ti. Como ya has leído anteriormente en este libro, la menstruación es una oportunidad de renovar tu mundo interno, por lo tanto, sembrarla te ayudará a liberarte de lo que ya no te sirve para llenarte de las bendiciones que la madre tierra tiene para ti. La sangre menstrual es un canal directo a las profundidades del corazón del planeta tierra. Sin pudor y sin temor este ritual es parte de la sanación planetaria.

La Sangre Menstrual contiene valiosas células madre, hierro, proteinas, vitaminas y demás minerales; que constituyen la ofrenda más valiosa que somos capaces de entregar. Nuestras aguas sagradas, las que han sido reservadas en nuestro vientre cada mes para recibir y acoger a la nueva vida que podríamos gestar.

Y bueno, ¿por dónde comenzar? Por hacer un cambio. ¡Dile adiós a las toallas desechables! Las toallas higiénicas desechables contaminan el planeta y nuestro cuerpo. Los químicos que son usados para lograr que las toallitas femeninas sean blancas son fuertes contaminantes del medioambiente y además son tóxicos, es decir, venenosos para el organismo. Es por esto que muchas mujeres no toleran las toallas desechables y los químicos que contienen les producen alergia y picazón. Incluso pueden provocar problemas asociados a la reproducción, al desarrollo y afectar el sistema inmunitario. También interferir las hormonas. Si tenemos en cuenta que las mujeres tenemos alrededor de 13 ciclos anuales, y que en cada uno de ellos gastamos 4 toallitas diarias por los 5 días que nos dura cada período, en un año usaríamos 260 toallitas femeninas, nuestro período fértil dura aproximadamente 40 años, de modo que en nuestra vida gastaríamos 10.400 toallitas femeninas desechables, otros cálculos dicen que son 17.000. Para completar esta información, Paulina Díaz y Alfonsina Abarzúa crearon un blog sobre ecología y conciencia femenina, que también puedes consultar:

En Chile viven 7.646.856 mujeres, de las cuales 6.568.125 viven en zonas urbanas, y aproximadamente un 60%, 3.940.875 de ellas se encuentran en la edad Fértil, (de 11 a 50 años), por lo tanto, se tirarían aproximadamente 1.024.627.500 de toallitas higiénicas cada año en Chile, eso sin contar a la población rural que también consume toallitas desechables.

Eso sumado a los tampones, aplicadores de tampones, protectores diarios, y al empaque donde todo esto viene, en sobres individuales de plástico, en la bolsa cada 8 toallitas, en la bolsa que traes del supermercado y en la bolsa donde los tiras!!

Imaginemos cuántas mujeres en el mundo están menstruando y tirando sus toallitas a la basura… o más bien dicho a la Tierra, porque es ella quien finalmente la recibe…

Se dice que son aproximadamente 13.700 toallitas por segundo!!

Toda esa cantidad de desechos contiene, además de TU sangre: fibra celulósica, gel, fibra sintética, poliester, polietileno con gel, materiales que tardarán mínimo 200 años en biodegradarse, que ocupan una amplia manufactura y que todo este proceso además deja a su paso más desechos contaminantes en el agua y en el suelo.

(Extraído de http://lunamamaluna.blogspot.com/)

Por todo esto es que te invito a usar las toallitas de tela. Antiguamente, nuestras abuelas e incluso algunas madres usaban estas toallas. Hoy se ha sofisticado esta noble técnica y hay mujeres que confeccionan toallitas de tela, amigables con nuestro cuerpo femenino, no irritantes, 100% algodón y reciclables. ¡Como ves el objetivo de este cambio es amplio!

CUIDA LA TIERRA: Desechamos millones de toallas desechables a la basura que contaminan, pues demoran cientos de años en degradarse.

CUIDA TU CUERPO: Los químicos que les colocan para blanquear dañan la flora vaginal.

CUIDA TU BOLSILLO: Son económicas, ya que duran años. Al ser reciclables, puedes reutilizarlas… ¡solo se lavan y listo!

Si quieres conseguir las toallitas en Chile, ve aquí

La conexión con la sangre menstrual; verla, olerla, sentirla… es algo importante de hacer como mujer, sobre todo, para liberarla a la tierra, sembrándola como una semilla de vida… llenando la tierra con VIDA.

El ritual es muy simple:

  • Conseguir las toallas de tela o algodón hidrófilo (puedes encontrarlas a la venta en la tienda MamaLuna en el Bazar de Sanahí).
  • Preparar tu altar de luna, que será tu espacio sagrado. Puedes escoger un lugar especial si vives en casa con jardín o si vives en un departamento, puedes crear tu propio jardín con plantas de tu preferencia. Si lo deseas, puedes adornar este lugar con símbolos significativos para ti.
  • Comenzando el ritual: Es un sencillo ritual en el que haces una evocación a tu intuición y sabiduría interna. Tomas el recipiente donde depositaste tu sangre de luna y la viertes en la tierra. Puedes expresar lo que quieres sanar, bendecir, agradecer, etc.
  • En caso de que estés fuera de casa o de viaje, no dejes de sembrar tu luna, hazlo en cualquier planta, pero ¡hazlo! Si lo prefieres, puedes guardar tu luna hasta llegar a tu casa.

Ahora ya sabes lo poderosa que es la sangre menstrual para ti, para la tierra y para la vida.

Este ritual es para todas aquellas mujeres que estén buscando un mejor y mayor equilibrio tanto físico como anímico, mental y espiritual. Ésta es una gran oportunidad.
 
Igualmente para las que están sanando quistes, pólipos, endometriosis y miomas uterinos. Así como las que deseen concebir hijos o simplemente abrirse para experiencias Nuevas de todo tipo

Mj


 

útero
María José Méndez

EL Útero Tiene Memoria

¿Por qué es importante y sanador que la mujer limpie su útero energéticamente? Te invito a llevar tus manos a tu útero, como un gesto

Read More »
Coaching de vida
María José Méndez

La Mujer malabarista

Ok foco¡¡ ¿ahora mismo de cuantas cosas estas pendiente? Yo al menos de varias, aquí sentada en mi dormitorio tomándome un tiempo para cerrar ciertos

Read More »
Coaching de vida
María José Méndez

Es tan importante soñar y desear

Todo antes de existir fue imaginado (soñado), se nutrió y sostuvo del deseo-lo deseado-, y ante el deseo la materialización se presenta. Es tan importante

Read More »